La Palabra, un milagro, un don maravilloso

El don de la palabra como milagro, como recurso para atraer hacia sí toda clase de bendiciones. Mientras usamos bien la palabra, es decir, cuando bien-hablamos (bendecimos) nos hacemos dispensadores de paz, prosperidad, esperanza, sanación, felicidad y bendición para quienes nos rodean.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .